Alfredo Cornejo aseguró que todavía no hay que tirar abajo a Portezuelo, sino tratar de seguir luchando por su concreción.

Radio Nihuil Mendoza
Andrés Gabrielli
Jueves 30 de Julio del 2020 a las 08:45 hrs

El ex gobernador y actual diputado nacional reconoció asimismo que las trabas que hubo, que hay y que habrá obligan a Rodolfo Suarez a pensar en alternativas para utilizar esos 1.023 millones de dólares. En cuanto a la reforma judicial planteada ayer por el presidente Alberto Fernández, Cornejo afirmó que se busca crear una Sala Penal que funcionaría como embudo para liberar a Cristina Fernández en las 11 causas penales por corrupción en las que está involucrada. Y en cuanto a la conformación de la comisión para modificar el Consejo de la Magistratura y la Corte, el también presidente de la UCR criticó que 8 de los 11 integrantes seleccionados por Fernández están claramente identificados con el abolicionismo o ultra garantismo, que privilegia al victimario por sobre la víctima.

Alfredo Cornejo: Va a haber que buscar otros proyectos energéticos en Mendoza para emplear esos 1.023 millones de dólares que firmé en su momento con el ex presidente Macri, que se están depositando pero que hay que invertirlos en proyectos que tengan retorno. EMESA está trabajando muy bien, de hecho están pasando desapercibido algunas cosas energéticas que se están haciendo, prácticamente estamos con cierta autonomía energética en Mendoza, muy cerca de concretarlo, y creo que hay que seguir en eso. La energía es clave, así que… y lo de Portezuelo lo van a trabar todo el tiempo, cuando no es La Pampa es el Gobierno Nacional, y bueno, hay otros proyectos que no tienen la cantidad de empleos directos que genera Portezuelo, pero sí tienen empleos y energía, que necesitamos para crecer… Hay anteproyectos, El Baquiano en el Sur es uno, Uspallata es otro, la verdad que nosotros necesitamos, cambio climático mediante, que la verdad que acá hay una demanda muy fuerte de agua pura, pero no hay una demanda fuerte de proyectos de infraestructura para agua pura, y la verdad es que necesitamos juntar el agua más arriba de Potrerillos, para el oasis Norte, y también necesitamos energía para el Sur, como El Baquiano. Son proyectos que tienen anteproyectos, que llevarían un tiempo hacerlos, son proyectos un poco más económicos pero que rendirían mucha energía y generarían juntar una cantidad de agua importante, pero bueno, NO HAY QUE TIRAR ABAJO PORTEZUELO TODAVÍA, HAY QUE TRATAR DE SEGUIR LUCHANDO, pero las trabas que ha tenido, tiene y evidentemente tendrá lo obligan al gobernador Suarez a pensar también otras alternativas, tenerlas a mano. Lo importante son los 1.023 millones que le sacamos a la Nación y que están firmados y tienen que cumplirlos. Es más, están atados a los bonos nacionales e internacionales de deuda, por lo cual tiene que pagar las cuotas, porque tiene una cláusula de default si no pagan, de modo que el acuerdo es muy saludable para la provincia.

 

Posteriormente el ex mandatario fue consultado sobre la reforma judicial que presentó ayer el presidente Alberto Fernández. Al respecto, Alfredo Cornejo remarcó que el país necesita una reforma judicial de gestión. Señaló que ampliar la estructura sumando nuevos tribunales y cargos no garantiza una buena Justicia. Agregó que lo que Argentina y los ciudadanos demandan es una mejora en el sistema.

 

Alfredo Cornejo: En primer lugar, decirles categóricamente que la administración de Justicia debe ser reformada, pero lo que se plantea no es una gran reforma judicial. Se le pone un título, pero en realidad el proyecto de ley que ingresará en Senadores en breve es la creación de alrededor de 290 jueces y funcionarios judiciales de altísimos sueldos, para seguir haciendo lo mismo. Nosotros en Mendoza hicimos otra reforma judicial, muy distinta, que achica la cantidad de jueces, de fiscales, etc. y agiliza los procesos… Acá hay que poner a trabajar al Poder Judicial, no crear 300 jueces más, entre ellos se crean algunos para Mendoza, en vez de poner a trabajar a todo el aparato judicial con reformas de gestión propiamente dichas. Y dos, una comisión para modificar el Consejo de la Magistratura y la Corte, dos organismos clave, que es los que nominan y destituyen jueces y la Corte, que es el máximo organismo. Esa comisión tiene 8 personas que están claramente identificadas con el kirchnerismo, entre ellos Omar Palermo, y no sólo con el kirchnerismo, que sería lo de menos, sino con una posición del Derecho Penal, que es -en mi criterio- anti Estado de Derecho, que es la posición de Zaffaroni, la de Barcesat, etc. que son los que alientan esta reforma a la Corte, que consiste no solamente en ampliarla, que eso sería discutible, sino en crear una Sala Penal, que funcione como embudo para todas las causas penales que están en trámite y que se vayan a tramitar en el futuro. Ese embudo podría liberar en las causas de corrupción a Cristina Fernández de Kirchner, que está denunciada en 11 causas y 4 están muy avanzadas… y el criterio de esos 8, de los 11 miembros de esa Comisión, es que son penalistas del abolicionismo o del ultra garantismo, que privilegian el cuidado del victimario por encima de la víctima. Esa tarea en Mendoza ya la conversamos mucho e incluso el periodismo cae en la tentación de decir que los conflictos en la Corte son entre peronistas y radicales. No! Son entre dos criterios distintos en materia penal y en materia laboral, pero en materia penal en particular. Y en la práctica, con hechos, no con opiniones, Palermo en el asesinato de la nenita Tati en el oeste de Godoy Cruz, le bajó la pena de la Cámara a 8 años de prisión al asesino que mató a esa niñita, con la excusa de que no quiso matarla, que le tiró a su tío. Y vino Teresa Day en su primera sentencia y le volvió a levantar la pena a 24 años, es un asesino, andaba con armas en la calle y le tiró al tío pero le pegó a la sobrina, que estaba al lado y la mató, mató a una nenita en el Oeste de Godoy Cruz. Son dos criterios muy distintos. Zaffaroni lo dice abiertamente, Palermo no se atreve, pero Palermo y Zaffaroni piensan que los delincuentes cometen delitos violentos porque son excluidos socialmente y lo que hay que vencer es la exclusión social. Esa es una teoría que está en desuso en el mundo… Hay un montón de gente que está excluida socialmente, que tiene problemas de pobreza, y no por eso sale a delinquir en delitos violentos. Me parece que ese es el verdadero debate, no si son peronistas o radicales.

 

Entrevista completa a Alfredo Cornejo disponible en el siguiente link:

http://mdznews.net/audios/2784?r=cd00a95b9cf